This War of Mine: The Little Ones (Análisis)

This War of Mine: The Little Ones (Análisis)

Cruel, desafiante y sin piedad, así podemos definir This War Of Mine: The Little Ones, el videojuego de guerra que salió hace un año para PC y se llevó los aplausos como una de las mejores propuestas del año. 

Este año aterriza en las consolas PS4 y Xbox One mostrándole a los jugadores un lado de la guerra al cual los videojuegos no los tienen acostumbrados: El de la víctima.

Una aventura donde el sigilo, estrategia y las decisiones jugarán un papel crucial en la supervivencia de nuestros personajes y los demás sobrevivientes: ¿Robarás a aquella pareja de ancianos para dejarlos a su suerte o por el contrario optaras por matar a otros? 

Todo lo anterior con el crudo agregado de los niños, a quienes tendrás que proteger y tratar en lo posible que el trauma y atrocidades de la guerra no los golpeen tanto… como te ocurrirá a ti.

La guerra desde su punto más cruel

Los desarrolladores polacos de 11bit Studios realmente dieron una grata (y sufrible) sorpresa en el 2014 con su título de This War of Mine para PC, siendo una de las sorpresas ‘indies’ de ese año.

A quienes nos topamos con dicho título nos llevamos la sorpresa que en este juego de guerra las armas y sus grandes arsenales así como súper soldados quedan muy alejados de nosotros, en esta oportunidad nos tocaba entrar en la piel de aquellos que padecen la guerra.

Un título que llegó para hacer que el jugador se involucrara más con la historia y una propuesta muy madura que no se ha tocado con mucho esfuerzo en otros juegos, acá cada acción tiene sus consecuencias, tanto física como moral y psicológicamente, con este juego nos valimos del sigilo, la estrategia y pequeñas dosis de acción (cargadas de bastante tensión) que nos hicieron dudar sobre si la decisión que tomábamos era la correcta o no. Un juego del género roguelike donde nuestro error se pagaría muy caro y comenzaríamos de nuevo con los escenarios a nuestro alrededor cambiados de forma aleatoria, por lo cual cada partida será diferente de la anterior.

Nos encontramos en el país ficticio de Peragon, en donde ha estallado una guerra civil y nuestro principal objetivo es sobrevivir. 

El juego cuenta con algunas mecánicas de gestión que podríamos comparar a las de Sims, pero sin llegar a ser tan específicas (como llevarlos al baño o cosas así) y enfocados plenamente en la supervivencia. Tiene una perspectiva de scroll lateral en 2.5 que es acompañado de una estética que parece trazada con carboncillo que le da un toque más dramático y tenso al ambiente.

This War of Mine es el título de turno que nos hará tomar decisiones de manera rápida y con las cuales tendremos que lidiar con sus consecuencias, eres un superviviente en plena guerra civil, necesitas recursos y alimentos, en el día te dedicaras a crear filtros para obtener agua, una cama para descansar, una radio para saber los reportes meteorológicos (cuidando muy bien el uso del tiempo y recursos) mientras que por la noche te tocará examinar varios escenarios en busca de lo necesario para sobrevivir un poco más en aquel brutal ambiente que no tiene piedad.

Decisiones: porque sobrevivir conlleva su precio

El juego tiene el sistema día y noche, como mencionamos anteriormente, durante el día mejoraremos nuestro refugio y durante la noche tendremos que recorrer algunos escenarios en busca de recursos. 

Es de vital importancia saber en qué usar nuestros recursos y tiempo, lo que decidas tendrá una consecuencia en algún momento, puedes decidir hacer una cama para que descansen los supervivientes y se recuperen, pero… ¿y si por eso no construiste los filtros para obtener agua? 

Tampoco debes dejar de lado aquel implemento que le otorgue un descanso emocional a los supervivientes, puesto que pueden llegar a deprimirse hasta el punto de la locura y el suicidio.

Además de estar pendiente en cuanto a la construcción de ciertos implementos, también tenemos que tomar en cuenta que los recursos no son eternos, así que es probable que llegue un momento donde no tengamos mucho qué hacer ya que nos harán falta. 

Mientras esto ocurra debemos estar pendientes de nuestros supervivientes, que sufren heridas, pueden estar enfermos e incluso en un estado emocional muy delicado, en ocasiones podremos solucionar estos inconvenientes, pero si dejamos pasar el tiempo lo que ocurra con nuestro superviviente ya correrá por cuenta nuestra y pesará sobre nosotros.

La luna se ha puesto en el cielo por lo cual ha llegado la hora de salir a buscar recursos, se nos plantearán diversos escenarios de la ciudad a los que podremos ir para obtenerlos, el cual escogeremos después de leer un pequeño resumen de cada uno, donde veremos el peligro que enfrentaremos y lo que podríamos conseguir. 

Podemos escoger ir a una casa donde habitan unos ancianos y no enfrentarnos a ningún peligro, como también dirigirnos a un sitio con muchos enemigos armados que nos pondrán las cosas difíciles, si lo ponemos desde la vista de la jugabilidad no hay mucho qué pensar ¿y en lo moral? 

La pareja de ancianos se quedará sin recursos y es probable que por ello terminen muriendo, aunque también debemos pensar que no podemos estar matando a quien se nos ponga delante, las muertes son traumáticas hasta el punto que nuestro personaje podría incluso optar por el suicidio.

Para realizar estos saqueos deberemos de usar el sigilo y la estrategia, debido a que tampoco podremos llevarnos una cantidad ilimitada de recursos, en ocasiones tendremos que escoger entre llevar los implementos necesarios para construir algo que necesitemos o las medicinas necesarias para curar a uno de nuestros supervivientes, ahora pregúntate ¿y si por curarle no construimos algo que nos ayudará a pasar mejor el invierno? 

Estaríamos pagando caro nuestra decisión, por lo cual no hay decisiones de ganar/ganar, en todas se pierde algo, porque en la guerra en ocasiones se debe sacrificar una vida para salvar otras.

La única falla que presenta el juego (no en su totalidad) es que This War of Mine es un título de PC que ha sido lanzado para las consolas, por lo cual hay algunos controles que no responden del todo rápido como desearíamos que sea, esto ocurre durante la noche cuando necesitamos la mayor precisión posible, sin embargo el trabajo de 11Bit Studios adaptando en control no resulta ser malo, su jugabilidad no llega a tener un 10 pero nunca pecando en lo injugable o molesto, son detalles que se pueden dejar pasar, más aún con la propuesta que nos ha traído este estudio.

 Porque la guerra no distingue: Los niños también la sufren

Si ya con todo lo anterior pensabas que las decisiones que debíamos tomar eran bastante complicadas en el sentido moral, ahora viene el agregado que le dará un peso (mucho peor) al asunto. 

Esta versión del juego para las consolas incluye el DLC The Little Ones, donde en nuestro refugio pueden aparecer niños e incluso en los lugares donde tengamos que saquear.

Lo bueno de This War of Mine es que es un título que ha querido plasmar la realidad de las guerras, por lo cual es imposible de ignorar que en estos conflictos bélicos también se vean incluido los niños, si uno de ellos llega a nuestro refugio tendremos que estar pendiente de que no se enferme, de curar sus heridas y de mantenerlo ocupado con algún juguete para tratar que el trauma y las tensiones de la guerra no lleguen a él como lo harán con nosotros que estaremos pensando cada minuto como enfrentar esa situación.

Tú decides, si gastar recursos en construir juguetes o por el contrario los usaras para curar a algún superviviente adulto herido, el asunto es que dicho superviviente puede ser vital para algún momento del juego pero ¿eres capaz de escoger salvar a un adulto antes que a un niño?

 Conclusión

This War of Mine: The Little Ones es una propuesta que no deberíamos dejar pasar por alto, trae a los jugadores un videojuego con temática madura que es necesaria en estos tiempos y no ha sido tocada de la forma que este título lo ha hecho, era necesario que existiera un título que nos pusiera del lado de la víctima en vez del soldado.

11bit Studios ha logrado plasmar en conjunto con sus gráficos, jugabilidad, sistema de decisiones, sonido e innovación una historia moral sobre el conflicto bélico que ha logrado que a más de un jugador le cueste tomar ciertas decisiones y que también de alguna u otra forma ha logrado que nos planteemos un poco más las cosas que están ocurriendo actualmente.

- Puntaje final: 9

- Jugabilidad: 8

- Gráficos: 9

- Sonido: 9

- Innovación: 10

Puntos fuertes:

  • Una propuesta madura e innovadora necesaria en la industria.
  • El añadido de los niños al conflicto bélico.
  • Nuevas opciones de personalización.
  • El conflicto moral que deberemos enfrentar en todo momento.
  • La rapidez con la que deberemos tomar las decisiones, no da tiempo para pensar, solo actuar.

Puntos débiles:

  • El fallo con la precisión del control al momento de jugar en los momentos que debemos saquear.
  • Pueden llegar a ser repetitivas sus mecánicas de juego luego de avanzar en la historia.
COMENTARIOS